Hace un par de días, volví a sentir el impulso de cortarme. Sentí que perdía el control. Qería borrarme, escapar, perderme.
Es que ya no quiero más.
No quiero más discusiones en las noches, más alcohol, más conversaciones desagradables, más malas caras, más problemas, más angustia, más estrés, más incertidumbre, más dolor.

Me.voy.a.volver.loca.

De verdad quiero desaparecer, huir, irme lejos, no volver jamás.

No hay comentarios:

Publicar un comentario